domingo, 27 de noviembre de 2011

HISTORIAS DE CANCIONES: GLOOMY SUNDAY




Escribe: Juan Carlos Serqueiros

GLOOMY SUNDAY
 
Sunday is gloomy,
My hours are slumberless
Dearest the shadows
I live with are numberless
Little white flowers
Will never awaken you
Not where the black coaches
Sorrow has taken you
Angels have no thoughts
Of ever returning you
Wouldn’t they be angry
If I thought of joining you?
Gloomy sunday
Gloomy is sunday,
With shadows I spend it all
My heart and i
Have decided to end it all
Soon there’ll be candles
And prayers that are said I know
But let them not weep
Let them know that I’m glad to go
Death is no dream
For in death I’m caressin’ you
With the last breath of my soul
I’ll be blessin’ you
Gloomy sunday
Dreaming, I was only dreaming
I wake and I find you asleep
In the deep of my heart here
Darling I hope
That my dream never haunted you
My heart is tellin’ you
How much I wanted you
Gloomy sunday

MELANCÓLICO DOMINGO

El domingo es melancólico
Las horas están en vela
Las más queridas sombras
Con las que vivo son innumerables
Las florecillas blancas
Nunca te despertarán
No donde la negra carroza
De la tristeza te ha llevado
Los ángeles no han pensado
En traerte de vuelta nunca
¿Se enfadarían
Si pensara en reunirme contigo?
Domingo melancólico
Melancólico es el domingo
Con las sombras lo he pasado entero
Mi corazón y yo
Hemos decidido suicidarnos
Pronto habrá oraciones
Y las velas estarán encendidas, ya sé
No permitamos que lloren
Hagámosles saber que me alegro de irme
La muerte no es ningún sueño
Ya que en ella te acaricio
Con el último aliento de mi alma
Te estaré bendiciendo
Melancólico domingo
Soñando, sólo estaba soñando
Me despierto y te veo durmiendo
En lo profundo de mi corazón aquí
Cariño espero
Que mi sueño no te haya atormentado
Mi corazón te está diciendo
Cuánto yo te deseaba
Melancólico domingo
 

Gloomy Sunday fue compuesta en 1933 por el músico húngaro Reszö Seress. Al poco tiempo, el poeta también húngaro, Laszlo Javor, le modificó la letra que le había puesto Seress; haciéndola tal como la conocemos en la actualidad.
Es conocida como "la canción del suicidio", porque al parecer, en Hungría hubo una serie de estos casos, que fueron atribuídos a la profunda melancolía que expresa la bellísima composición; y eso despertó el interés de varios intérpretes norteamericanos, que la grabaron.
La versión de Billie Holiday fue la que le dió trascendencia mundial. Particularmente, la que más me gusta es la Sarah Brightman, la cual pueden disfrutar en este enlace:

http://www.youtube.com/watch?v=4homC70VS9E

No hay comentarios:

Publicar un comentario